La Educación lo es todo (o era)

Ayer hubo en España la primera Jornada Estatal de Huelga de la Enseñanza Pública contra los recortes del Ministro de Educación, el Sr. Wert. A propósito de las valoraciones del seguimiento de la huelga que ha hecho el propio Ministerio de Educación, Iñaki Gabilondo, el veterano periodista de la Cadena Ser, nos aporta su visión en su videoblog con un comentario excepcional: Orden de prioridades. Desde luego, no se puede decir mejor lo que muchos pensamos.

Amplía el vídeo para verlo mejor.

 

 

Un año para olvidar

Imagen: Víctor Cuevas

Cuando se acerca el final del curso 2011-2012 es el momento de escribir un balance del mismo y, necesariamente, del impacto de los recortes en Educación que se han llevado a cabo en la Comunidad de Madrid y de los que hablé en su momento en este blog. Aporto mi visión personal e intransferible de cómo unas decisiones políticas ajenas a la comunidad educativa han influido en el desarrollo del curso académico, por mucho que los responsables políticos hablen de normalidad en el desarrollo del curso.

Tal y cómo anunciábamos contra viento y marea, las consecuencias de los recortes han sido nefastas para el funcionamiento de nuestro centro educativo (y del resto de centros). No sólo porque hayamos perdido las horas en las que se abría la biblioteca del centro (para el préstamo de libros o para hacer trabajos o consultas), o porque haya menos profesores en las guardias (para sustituir al profesorado que está enfermo o para vigilar los recreos); o porque no se hayan realizado todos los desdobles que antes se hacían (que son hacer grupos más pequeños de una misma clase para enseñar adaptándose a los distintos niveles de los grupos) en asignaturas imprescindibles como Inglés, Lengua, Matemáticas o en los laboratorios de Ciencias (porque una parte del grupo va al laboratorio mientras que la otra se queda en clase con otro profesor de la misma asignatura)…  Eso ha sido serio, pero no es lo único grave.

Porque siendo todo ello grave, me parece especialmente grave la pérdida las reuniones de coordinación semanal de tutores con el Departamento de Orientación. En estas reuniones se va supervisando el desarrollo de la tutoría en cada grupo y de la marcha del grupo mismo, con sus problemas, sus necesidades, etc. La falta de horario para estas reuniones ha relegado la coordinación a reuniones esporádicas en los recreos (en un tiempo escaso y en el que no da tiempo a profundizar en nada) y a una coordinación online que es absolutamente insuficiente. La coordinación online, de la que soy defensor, es un excelente complemento pero no sustituye a la reunión presencial. Fruto de ello, no hemos podido realizar el seguimiento adecuado de los grupos, especialmente de los alumnos de los cursos iniciales de ESO; no hemos podido anticiparnos a los problemas que surgen en los grupos, de modo que hemos trabajado durante todo el curso apagando fuegos en lugar de realizar un trabajo preventivo. Al no existir ese tiempo de coordinación, no es posible desarrollar uno de los pilares de la Educación, que no es otro que la orientación personal de cada alumno. Con respecto a la orientación académica y profesional, no hemos podido desarrollar el portafolio de orientación que comenzamos el curso anterior a pesar de haberlo intentado ya que es necesaria una gran coordinación entre los tutores y el orientador, y esa coordinación no puede ser exclusivamente online.

Sólamente una de las medidas puestas en marcha por la Consejería de Educación considero que tiene sentido: la atención individual del tutor hacia los alumnos. Aunque desigualmente puesta en práctica, en principio ayuda a que los tutores tengan un conocimiento personalizado de sus alumnos haciendo unas tutorías individuales que, si se hacen bien, ayudan enormemente al alumno.

Sin embargo, en un balance global, mi percepción es totalmente negativa. Creo que hemos vuelto de facto al sistema de tutorías previo a la implantación de la LOGSE en la que sólo el orientador (el psicólogo) intervenía sobre los problemas del aula a demanda del profesorado, ignorando la relación sistémica existente en el proceso educativo.

Nunca como este año habíamos tenido, por otra parte, tantos problemas disciplinarios y, me atrevo a anticipar, un mal año de resultados acadécmicos también. ¿Causa efecto? No tengo elementos suficientes pero esta claro que algo se ha hecho mal con la nueva situación.

Por último, quiero hablar de las consecuencias negativas sobre el profesorado. Por desgracia, constato un abatimiento general en el claustro, una desgana sin precedentes y la sensación de falta de valoración por parte de todo el mundo, especialmente por parte de la Adminsitración y los responsables políticos. Se nos ha criminalizado al protestar y al exigir una Educación de calidad, se nos ha ignorado en unas demandas lógicas y, por último, se nos ha obligado a trabajar con menos pidiéndonos mucho más. Las cuentas no salen y el colectivo docente está harto y quemado. Somos humanos y en este ambiente general cuesta mucho sacar adelante nuevas ideas, nuevos proyectos e ilusionarnos por un trabajo maravilloso al que muchos nos entregamos en cuerpo y alma. No va a ser fácil recuperar la ilusión y, por otra parte, quienes dentro del colectivo docente no se implican lo suficiente, ahora tienen la excusa perfecta para seguir sin implicarse. Doble daño.

Éramos pocos y parió la abuela

Pero no estamos recuperados de las consecuencias de los recortes en Madrid, cuando el Sr. Ministro Wert anuncia unos recortes en Educación para toda España sin precedentes que ahogarán más, si cabe, al sistema educativo, especialmente, a la Escuela Pública. Estas medidas han supuesto la convocatoria de una huelga histórica por la gravedad de las mismas. De entre las medidas aprobadas, hay tres, el aumento de horas lectivas, el aumento de ratios y no sustitución de profesorado con menos de diez días lectivos de baja, que constituyen auténticas barbaridades sin precedentes y una vuelta, ahora sí, a la escuela de los años 70. Lindezas del Sr. Ministro como la de que

Lo urgente hoy es ahorrar, y ya después combatir el fracaso escolar

nos retrotraen a los tiempos de Cuéntame como pasó, un mal chiste sino fuera porque tenemos una tasa de fracaso escolar que duplica la de la Unión Europea. En un contexto de crisis económica profunda y sostenible, recortar en Educación es un suicidio colectivo que no podemos aceptar por muy mayoría absoluta que tenga el actual Gobierno.

La ratio

A pesar de que algunos medios interesados hablen de que la ratio no influye en el nivel de calidad, la ratio es una de las claves de la calidad del sistema educativo. En España, según el informe del Gabinete de Estudios de CC.OO.  La Educación en España, uno de los pocos serios en el ámbito educativo,

La media nacional de alumnos por unidad escolar en Educación Infantil de primer ciclo se situaba en 2007 en 13,1 alumnos por aula para los centros públicos y en 14,2 para los privados; en el segundo ciclo estaba en 20,3 alumnos por aula para los públicos y en 24,2 para los centros privados. Pero esa media nacional también sufre variaciones según las autonomías, teniendo sus extremos en centros públicos Melilla, con 16,9 alumnos por aula en el primer ciclo y 25,6 en el segundo ciclo, superando la ratio máxima legal, frente a Navarra con 11,3 en primer ciclo y 18,0 en el segundo ciclo. El número medio de alumnos por aula en Educación Primaria estaba en 2007 en 21,5, cifra prácticamente estabilizada desde 1998, similar a la media de los países de la OCDE y algo más alta que la de la UE-19, situada en 20,2 alumnos por aula (…)

A este respecto conviene recordar la recomendación referida a Educación Primaria del Consejo Escolar del Estado que, ya en su informe del curso 2007-2008, proponía “reducir la ratio en este nivel educativo, fijando como máximo 20 alumnos/as por aula, reduciéndolo si se escolariza alumnado con necesidades educativas especiales”. En línea con lo anterior, el CEE basaba su propuesta de reducir en primaria el número máximo de los 25 alumnos por aula, autorizado por la LOE, con la siguiente reflexión: “Si se detectasen problemas de aprendizaje, se deben aplicar los mecanismos de refuerzo tan pronto como estos problemas hubieran aparecido, lo que resulta prácticamente imposible con las ratios actuales”.

Pero no sólo es una cuestión de número de alumno por aula sino del tipo de necesidades que tienen los alumnos. Es imposible practicar una Educación inclusiva sin tener en cuenta que para compensar determindadas desigualdades en el aula son necesarias unas ratios más pequeñas. El informe lo recoge así:

Corresponde a las Administraciones educativas adoptar medidas singulares en aquellos centros escolares o zonas geográficas en las cuales resulte necesaria una intervención educativa compensatoria”. Esas medidas singulares en lo relativo a escolarización podrían compensar la situación de desigualdad educativa de centros con problemática específica, compensándolos con una ratio alumno/profesor más ventajosa que reduzca el número de alumnos por clase, posibilitando una escolarización verdaderamente inclusiva de sus alumnos.

En definitiva, el aumento de las ratios anunciado por el Ministro Wert empeorará aún más la calidad del sistema educativo, aumentará la carga del trabajo del profesorado y, sobre todo, impedirá una personalización de la Educación, cortando la tendencia positiva que se mantenía en los años anteriores a su llegada. Será recordado, Sr. Ministro, ya lo creo.

La no sustitución de profesores enfermos

Diez días lectivos sin profesor significa, ni más ni menos, que diez días sin la clase de ese profesor porque el Sr. Ministro no dice que un profesor de Química, por ejemplo, no puede ser sustituido en sus clases por otro compañero de la misma especialidad sino por otro profesor de guardia (que será de cualquier especialidad al azar) que sólamente se encerrará en el aula con su grupo hasta que llegue la siguiente hora pues no tiene la especialidad para impartir clase. Si bien en etapas inferiores, como Infantil o Primaria, se puede sustituir al profesorado al existir una menor especialización (excepto en Inglés, Música o Educación Física) la carga de trabajo que esto conlleva es inadmisible. Nos acordaremos de usted, Sr. Wert.

El aumento de horas lectivas

Otra de las medidas del Sr. Ministro que están directamente relacionadas con el imaginario popular: los profesores trabajamos poco, así que trabajen más horas. Como si de operarios en una fábrica se tratara (perdón por el ejemplo a los operarios) que den más horas de clase, que produzcan más. En una sociedad industrial tiene sentido este tipo de planteamientos mercantilistas pero cuando uno da más horas de clase aumenta la carga de trabajo asociada a la hora presencial: preparación, corrección, desgaste… admito que si tuviéramos todos los medios a mi alcance y fuéramos unos profesionales pagados como en otros países de nuestro entorno, no pondría ninguna pega, pero no es de recibo. Más horas de clase es inadmisible. Aumente usted las horas complementarias que quiera (las que no damos clase) e iguálenos a Europa.  Ya damos más horas de clase que la media de la OCDE, que conste. Por último, como consecuencia de este aumento de trabajo, desaparecerán miles de profesores justo en el momento en el que Holland, Presidente electo de Francia, por ejemplo, pide contratar 60.000 nuevos profesores en su país. ¿Curioso, no?

Así pues, con más trabajo, menos salario, menos medios y recursos (he pasado por alto la supresión del Programa Escuela 2.0 porque en Madrid no lo hemos tenido ya que la Consejería de Educación de Madrid decidió no firmar el convenio de colaboración con el Ministerio de Educación porque los miniportátiles eran malos para la salud) tenemos que hacer mucho más… algo falla.

Mañana lunes volveré al instituto. Sé que tengo que dar lo mejor de mí mismo pero por dignidad tengo que exigir lo mínimo para hacer nuestro trabajo.

 

Taller Identidad Digital y Redes Sociales

En el pasado mes de julio de 2011 tuve el placer de participar en el VI Encuentro de Aulablog en Madrid con Antonio Omatos en el Taller Cómo trabajar la Identidad Digital y el buen uso de las redes sociales con adolescentes. El taller se estructuró en torno a los bloques que aparecen en la presentación que hizo Antonio (@aomatos) y que os invito a visitar.

En estos días, el portal de fomento de la lectura leer.es publica los vídeos del taller que quiero compartir con vosotros. Antonio ha contado en su blog el desarrollo del taller, así que voy a hacer lo propio en mi blog, naturalmente, contando lo mismo ya que el taller lo impartimos ambos. Veamos el desarrollo del taller.

Módulo 1: La Identidad Digital

En este módulo planteamos la definición de Identidad Digital. También hablamos de la diferencia con reputación digital y del derecho al olvido. La forma de abordarlo fue mediante una de lluvias de ideas, un debate en pequeños grupos y finalmente un debate en plenario. A continuación, los vídeos de este Módulo.

Módulo 2: Ventajas y riesgos

El segundo módulo se centró en las ventajas y los riesgos en las redes sociales. Primero se trabajó por grupos cada uno de los dos aspectos y después se publicaron en dos paneles. Se leyeron las opiniones de cada grupo y se entabló un diálogo sobre el tema.

Módulo 3: Dinámica de aula

En esta parte mostramos la importancia que tiene la configuración de la privacidad (el tipo de perfil) en las redes sociales mediante una dinámica que permita la visualización del flujo de información teniendo en cuenta las tres opciones de privacidad de Tuenti: solo amigos, amigo de mis amigos, todo Tuenti. Para ello, usamos papeletas de colores y quisimos mostrar cómo la información viaja sin que tengamos capacidad de control sobre ella. Pusimos un ejemplo concreto viendo cómo fluye la información al etiquetar las fotos en las redes. Este es un problema que tienen los adolescentes por la dificultad de imaginar que pasa con sus fotos al etiquetar. Esta dinámica muestra de forma muy visual este problema, la he repetido en el instituto este curso con resultados muy positivos para los alumnos.

Módulo 4: ¿Cómo la trabajamos en los centros?

En esta parte del taller hablamos sobre los diferentes métodos que podemos usar para trabajar estos temas en nuestros centros. Hubo diferentes opiniones muy interesantes similares a las que aparecen en la presentación. Otras nuevas como la posibilidad de crear un Moodle o redes sociales para trabajarlo con toda la comunidad educativa a la vez (alumnos, profesores y padres).

Módulo 5: Recursos y propuestas

Aunque llegamos un poco apurados de tiempo a esta parte del taller, en él presentamos un site específico que habamos creado para el taller en el que se puede encontrar gran cantidad de información sobre estos temas, así como actividades y dinámicas para trabajar en el aula que os invitamos a visitar y a participar.

Además, tenemos un Grupo en Diigo sobre Identidad Digital para compartir recursos de forma colaborativa.

Los recortes de Aguirre

La Comunidad de Madrid publicó en julio de 2011 unas instrucciones de principio de curso (2011-2012) y una Orden de tutoría que suponen el golpe de gracia a la Educación Secundaria Pública Madrileña al dejar en la calle a 3000 profesores interinos de Secundaria, trastocar el funcionamiento de los centros y suprimir el modelo de orientación en Secundaria que llevaba casi veinte años en funcionamiento. En los últimos años, la Comunidad de Madrid ha ido disminuyendo el gasto educativo por alumno hasta situarlo en el más bajo de España, dejando en la calle a miles de profesores, rechazando firmar el Programa Escuela 2.0 con el Ministerio de Educación aduciendo problemas de salud y, en general, destinando el dinero de forma preferente a la enseñanza concertada, bien regalando suelo público para la construcción de colegios aunque segreguen por sexo o modificando la adscripción para que puedan elegir las familias los centros concertados, bien mediante las desgravaciones en el impuesto sobre la Renta. Asistimos a una agresión sin precedentes que, de hecho, condena a la Enseñanza Pública a ser subsidiaria de la enseñanza privada destinada a quien pueda pagarla. Años de recortes educativos en Infantil, Primaria y ahora Secundaria y Formación Profesional, dejan en tela de juicio la afirmación de que la Comunidad de Madrid es un buen lugar para nacer gracias a sus estupendos servicios públicos. Sólo en publicidad la Comunidad de Madrid ha gastado desde 2007 más de 750 millones de euros. Que no nos cuenten milongas, por favor.

Imagen: Escolar.net

Quiero recordar a los lectores de este blog, que los docentes de secundaria, como es mi caso,  llevamos desde 2010 con una bajada del 7,5% del sueldo y una bajada del 35% de las pagas extraordinarias. Además del recorte en sueldos, la Comunidad de Madrid paraliza la dotación de infraestructuras en Tecnologías de la Información y la Comunicación (TIC) y reduce el gasto en formación del profesorado. El presupuesto en Educación Pública en Madrid cae un 4,8% mientras que en la privada-concertada sube un 0,7%. El total de dinero que se destina a la enseñanza privada-concertada a través de las desgravaciones en el impuesto sobre la Renta asciende a 90 millones de €.

Siendo graves estos hechos, es todavía más grave la campaña de desprestigio orquestada en el gabinete de comunicación del Partido Popular de Madrid contra los docentes de la Escuela Pública. Primero la Presidenta de la Comunidad, la Sra. Aguirre, echa a la opinión pública contra el profesorado argumentando que nos quejamos por trabajar sólo dos horas más. Luego, la Sra. Botella dice que los funcionarios del Ayuntamiento trabajan más que nosotros. Después, la Sra. Figar, Consejera de Educación y Empleo,  dice de nosotros que somos quienes acosábamos a los peregrinos en agosto y acusa a los antisistemas y radicales de manipular las asambleas de profesores de los centros. El Sr. Rajoy, presidente del Partido Popular y candidato a presidente del Gobierno, dice que trabajar dos horas más no afecta a la calidad de la enseñanza… Podría seguir con las declaraciones de dirigentes del Partido Popular, para muestra un botón.

Estoy tan enfadado que quiero expresar en este espacio personal que sufrago con mi dinero, la opinión que tengo de todo lo que está pasando, aportando mi granito de arena para desmontar las mentiras y falsedades de la Comunidad de Madrid. No estoy en ningún partido político, no estoy sindicado, no soy antisistema, sólo soy un profesor de Secundaria que ha cometido el delito de estudiar dos carreras, pasar una dura oposición, trabajar muchas horas a la semana para mi centro, estar en la Junta Directiva de una asociación de profesores innovadores como es Aulablog y, en general, volcar todo mi esfuerzo profesional en la mejora de la Educación.

POR QUÉ LAS INSTRUCCIONES SON TAN IMPORTANTES

Para quien no trabaje en un centro de secundaria no entenderá que los profesores que cada curso estamos en el centro escolar dependemos del número de alumnos que se prevé que tengamos en el mismo. En función de esas previsiones, la Inspección otorga un cupo de profesores en el mes de julio que desarrollarán su labor docente a partir de septiembre. Es muy importante, por tanto, conocer el número aproximado de alumnos matriculados para distribuir el horario del profesorado entre los diferentes departamentos y así poder ofertar los servicios que se dan en los centros que NO SE REDUCEN EXCLUSIVAMENTE A DAR CLASES. En este sentido, con esos profesores y sus horas correspondientes, se organizan las horas en las que se abre la biblioteca del centro (para el préstamo de libros o para hacer trabajos o consultas), las guardias (para sustituir al profesorado que está enfermo o para vigilar los recreos), los desdobles de las asignaturas (que son hacer grupos más pequeños de una misma clase para enseñar adaptándose a los distintos niveles de los grupos, por ejemplo en Inglés), las reuniones de coordinación de profesores (los tutores se reúnen todas las semanas con el orientador, o todos los profesores de una misma clase), los grupos de trabajo (profesores que llevan a cabo planes de mejora en los centros, seminarios de profundización o actualización), la preparación de actividades extraescolares, los talleres (en algunas asignaturas se separan los grupos para dar talleres más prácticos en grupos más pequeños) o los laboratorios (requiere que el grupo se divida y una parte vaya al laboratorio mientras el resto se queda en clase). Las instrucciones de este curso suprimen, las horas de dedicación del Coordinador TIC, además de las reducciones docentes de todos los jefes de departamento y hacen imposibles ofertar la mayoría de los servicios que acabo de enumerar.

CONSECUENCIAS EN MI CENTRO

En nuestro centro, las instrucciones van a tener repercusiones muy específicas. Somos un centro bilingüe en inglés con alumnado con discapacidad motora, además de Bachillerato de Artes. Tenemos 24 grupos, uno más que el curso anterior,  incluyendo un PCPI de Administración. Tenemos también alumnado inmigrante que había sido atendido hasta ahora en grupos específicos de Lengua y Matemáticas por profesorado de compensatoria. Veamos más en detalle las consecuencias concretas por departamentos.

DEPARTAMENTO DE ORIENTACIÓN

Supresión de las horas de coordinación de tutores con lo que no se podrá supervisar el desarrollo del Plan de Acción Tutorial. Pérdida de medio profesor de compensatoria que imposibilita el apoyo en grupos específicos de Lengua y Matemáticas. El año pasado perdió medio profesor de apoyo y el segundo orientador. El año anterior perdió otro profesor y el anterior el Trabajador Social. El año pasado se suprimió la optativa de Psicología. La atención a alumnado con necesidades educativas especiales va a ser mínima, sin llegar a dar las sesiones de apoyo necesarias. Mayor dificultad en atención al alumnado con dificultades o en la coordinación con Servicios Sociales.

DEPARTAMENTO DE INGLÉS

A pesar de que éste es un centro bilingüe, hay un profesor menos que el año pasado y no hay posibilidad de hacer desdobles en ningún grupo. Se pierden las horas apoyos alumnos con materias suspensas de otros cursos. Únicamente se atienden a 4º de Diversificación (en 3º no es posible).

DEPARTAMENTO DE CIENCIAS NATURALES

Se ha perdido la posibilidad de hacer desdobles de laboratorio, fundamentales para las asignaturas de Ciencias. No se pueden dar clases de recuperación de materias suspensas. Se pierde la Profundización de Biología. Se reduce el número de salidas extraescolares que se pueden realizar.

DEPARTAMENTO DE EDUCACIÓN FÍSICA

Pierde medio profesor. Se pasa de dos profesores y medio a dos profesores.

DEPARTAMENTO DE TECNOLOGÍA

Pierde medio profesor. Se pasa de dos profesores y medio a dos profesores.

DEPARTAMENTO DE DIBUJO

Se pierde un profesor a jornada completa y en su lugar llega un profesor con un tercio de jornada.

DEPARTAMENTO DE MATEMÁTICAS

Se mantienen en cinco profesores, pero pierden horas y no pueden dar una clase de Refuerzo de Matemáticas y se suprime la Profundización de Matemáticas en Bachillerato.

DEPARTAMENTO DE LENGUA Y LITERATURA CASTELLANA

Se pierde un profesor. Se suprimen las asignaturas optativas de Literatura Universal y de Teatro.

DEPARTAMENTO DE FÍSICA Y QUÍMICA

Se pierde un profesor. Todas las materias de Física y Química excepto una las asume un solo profesor. Imposibilidad de hacer desdobles de laboratorio, ni dar clases de materias pendientes al alumnado. Supresión de Profundización en Bachillerato, usada para preparar la Selectividad.

DEPARTAMENTO DE FRANCÉS

De 1,5 profesores se pasa a 1,3. Supresión de la hora para atender a alumnado con materias suspensas.

DEPARTAMENTO DE MÚSICA

Reducción de medio profesor. Supresión del coro de alumnos del instituto.

DEPARTAMENTO DE CIENCIAS SOCIALES, GEOGRAFÍA E HISTORIA

Se pierde medio profesor (pasa de 8 a 7,5). Los profesores que quedan deben dar materias afines (que no son de su especialidad).

DEPARTAMENTO DE FILOSOFÍA

Había un profesor a jornada completa, que queda reducido a un profesor a media jornada.

Ahora, que venga la Consejera a explicar que la calidad de la Educación no se va a resentir. Simplemente es mentira.

Sigue la evolución del conflicto en Twitter a través de los hashtag #profesoresinEsperanza y #mareaverde

Imágenes de la concentración frente a la Consejería el miércoles 7 de septiembre de 2011 de Víctor Cuevas

La Educación como práctica de la libertad

Hace muchos años que leí el libro de Paulo Freire “La Educación como práctica de la libertad”, todo un clásico que no puede estar más de actualidad en estos días de omnipresencia de las TIC y de una gran falta de compromiso político en la Educación.

La Educación es un ejercicio de política en cuanto busca que las personas sean felices, desarrollen sus proyectos vitales y sean personas dignas en el mundo que les ha tocado vivir, mejorándolo y luchando porque sea un lugar mejor para los hijos de las generaciones venideras. Este ejercicio político no es, an absoluto, un ejercicio partidista ni tampoco adoctrinador, no somos quienes. Los educadores tenemos como misión el que nuestros alumnos comprendan el mundo y tengan los mecanismos personales para analizarlo de forma crítica. Esto es política, me temo, y Paulo Freire lo sabía cuando diferenciaba la alfabetización de la alfabetización crítica.
Al igual que Freire, no concibo al maestro o educador como un mero transmisor de conocimientos. Freire hablaba de la “educación bancaria” para referirse a esta educación que transmite contenidos pero no permite ayudar al educando a analizar el mundo en el que vive de forma crítica perpetuando, de esta forma su propia situación. Es la Educación domesticadora, que impide un cambio en la situación que rodea al educando. Es posible que hayamos puesto un énfasis excesivo en las posibilidades de cambio social apoyado en la Educación. A las pruebas me remito. Pero es seguro también, que el vaciamiento del espíritu crítico de la tarea educativa es una constante preocupante. En líneas generales, veo una Escuela en la que sólo importa aprender de memoria ciertos contenidos, una Escuela en la que el máximo valor es el individualismo y la competitividad y en la que el uso de las TIC se ha generalizado sin que éste tenga, en demasiadas ocasiones, una reflexión previa sobre el modelo de Educación que promueve.

Indignado

Mi indignación viene del análisis de este mundo feliz en el que vivimos. Con tantos canales de TV e Internet, no vemos que la precariedad, el paro, la desigualdad, la corrupción, la violencia… crece en nuestra sociedad. Lo cuenta mejor que yo Stephane Hessel así que os recomiendo la lectura de su libro Indignaos.

 

 

Esperanzado

Estoy a la vez esperanzado porque surgen iniciativas educativas y prácticas de docentes que quieren cambiar las cosas. PurposedES es un buen ejemplo, con las aportaciones de tantos profesores y sus prácticas asociadas. También están los proyectos colaborativos que están marcando un nuevo hacer en la práctica real de las aulas y que proliferan en la red. Construyendo historias, Poesía eres tú, Nuestros Pueblos, Identidad Digital y Redes Sociales, Callejeros Literarios, por poner algunos ejemplos. También hay cientos de experiencias usando las TIC de forma novedosa, cambiando la concepción bancaria del aprendizaje. En Planeta Educativo encontrarás ejemplos, imposible hablar de todos aquí.

Pero también estoy esperanzado con el movimiento Democracia Real Ya que empezó el 15 de mayo y que aglutinó a decenas de miles de personas en España al margen de partidos políticos y sindicatos reivindicando que no somos una mercancia en manos de políticos y banqueros, que somos ciudadanos con derecho a participar y que exigimos un protagonismo en las decisiones que nos afectan. Usando las redes sociales para convocar, sin apoyos mediáticos, consiguieron poner encima de la mesa que no estamos parados ante el mundo que vivimos. Usando de forma imaginativa las redes sociales y haciendo de la noviolencia una bandera en sus actos, están marcando un punto de inflexión en la política que todavía es difícil de evaluar. Puedes seguirlos en Twitter a través de los hashtags #15m #15mani y #democraciarealya o #spanishrevolution. Además, después de las protestas, surgen acampadas espontáneas para que siga viva la llama que prendió el domingo. En Madrid, el grupo acampa en Sol y a través del hashtag #acampadasol o #nonosvamos puedes seguir sus movimientos tras el desalojo de la pasada madrugada. Te recomiendo el vídeo del presidente honorífico de ATTAC hablando del sistema actual que explican las razones que explican el nacimiento de este nuevo movimiento.

 

José Luis Sampedro en TVE from ATTAC.TV on Vimeo

 

¿En qué acabará todo esto? No lo sé pero creo que asistimos a nuevos tiempos, en política y Educación.

Más sobre el pensamiento de Paulo Freire en el blog Educación y Sociedad de Gustavo Obando.
Puedes descargar el libro de Freire aquí.

Jornada continua en la Escuela

 

Tuit 1

El pasado viernes nos dieron en el colegio de mi hija pequeña una encuesta de un “grupo independiente de padres” para ver si estamos a favor de una posible implantación de la jornada continua en el centro. La encuesta glosa las ventajas y excelencias de la jornada continua en Infantil y Primaria con los siguientes argumentos textuales:

Menos estrés y más igualdad. Puesto que los niños que utilizan el servicio de comedor seguirán utilizándolo si lo desean, y los niños que se van a comer a casa seguirán haciéndolo, pero no tendrían que invertir media hora o más en los traslados para ir a comer y volver al centro. El estrés de una comida previa a un examen desaparecería, tanto para unos como para otros.

Mayor aprovechamiento del tiempo en horas lectivas.

Mayor disponibilidad de tiempo para realizar actividades extraescolares.

Más tiempo para realizar las tareas escolares.

Mejor adaptación a los horarios de Secundaria, se van cogiendo los hábitos de estudio para toda o casi toda su vida académica.

No supone una reducción de horas lectivas.

La comida es más relajada porque ya han terminado su jornada.

Mayor unidad familiar.

La jornada continua favorece el absentismo escolar infantil en horario de tarde.

Las familias con hijos en Secundaria podrán unificar los horarios de comida y estudio.

Se producirá un ahorro de tiempo en viajes del centro a casa y viceversa, para los alumnos que no se queden al comedor.

Me gustaría analizar los argumentos que nos han dado el grupo independiente de padres de nuestro colegio porque no tienen desperdicio. Antes de nada comentar que el comedor es usado por casi el 90% del alumnado del centro. Nuestro colegio está situado en una zona con más colegios (hasta cuatro más) y la zona de referencia de escolarización está situada en el entorno próximo. Yo voy al colegio andando desde mi casa situada a casi kilómetro y medio y tardo unos doce minutos.

El estrés de ir a comer a casa supongo que es porque tienen entre las 13,00h y las 15,00h para comer, es decir, dos horas. Lo de que tengan estrés antes de un examen lo van a seguir teniendo con la comida o sin ella, me temo. Lo de la igualdad no lo pillo, porque los que usan el comedor ahora seguirán usándolo después y los que no también.

No hay ninguna evidencia de que se aprovechen mejor las horas lectivas en la jornada continua, justo al contrario. Si nos fijamos en el informe PISA (para tener alguna referencia igual para todos) las CC.AA. con jornada continua tienen los peores resultados mientras que las que tienen jornada partida los tienen mejores. No encuentro argumentos pedagógicos para sostener que concentrar todas las actividades lectivas en la mañana sea mejor, cuando la capacidad de atención sostenida de los alumnos desciende según avanza la mañana. La experiencia de Secundaria es muy clara en este sentido, con jornadas de hasta siete horas seguidas con descansos muy breves. En el País Vasco, con tres tardes en la ESO, comedor escolar y transporte, los alumnos tienen mejor rendimiento académico. Es cierto que en las tardes se trabaja peor con asignaturas de contenidos más difíciles pero el centro puede organizar los horarios para que esto no sea así.

Tener más tiempo para actividades extraescolares no es ninguna ventaja, si acaso, una desventaja. Estoy totalmente en contra de la sobrecarga de actividades extraescolares que no deja tiempo para que los niños jueguen, la actividad más importante en estas edades sin ninguna duda.

Tener más tiempo para hacer tareas escolares… casi prefiero no comentarlo porque me parecen una aberración como están planteadas. Sólo faltaba dar más argumentos para que el sistema no cambie.

La adaptación a los horarios de Secundaria… los horarios de Secundaria son una barbaridad, absurdos, irracionales… habría que cambiarlos también y no adaptarse a ellos.

No supone una reducción de horas lectivas, faltaría más.

La comida será tan relajado como hasta ahora porque el supuesto relax de la comida está condicionado a los turnos del colegio y al tiempo, siendo en el caso de la jornada continua o partida, limitado. Sólo las familias con hijos que no usan el comedor pueden tener ese relax en la comida.

Mayor unidad familiar (sic). Todavía no he entendido este punto.

Que favorezca el absentismo escolar de tarde tampoco lo acabo de entender, lo siento.

La unificación de los horarios de familias con hijos en Secundaria y Primaria es cierto sólo en parte porque en Secundaria se sale a las 14,30 o las 15,20 si tienen clase a 7ª hora.

El ahorro de tiempo en viajes para los que no usan el comedor está claro, hacen menos.

Ante el comentario en casa de la encuesta, me decidí a escribir algo en Twitter y en unos minutos teníamos un debate montado sobre la jornada continua con el hashtag #jornadacontinua. En el debate, profesores de localidades y Comunidades Autónomas que tienen la jornada continua y los que no la tienen, expusieron sus puntos de vista. El debate fue enriquecedor, sin corporativismo y con buen tono, lejos de las algaradas a las que estamos acostumbrados en otros momentos en los que se discuten temas peliagudos. Os dejo algunos de los argumentos del debate con posiciones encontradas. No están todos los que participaron, lo siento, pero he intentado hacer una batida por las opiniones vertidas en el mismo.

La jornada continua ofrece ventajas para los alumnos porque se duermen por las tardes o tienen asignaturas que son difíciles de impartir, sostienen Isabel FerrerVanesa Marín, o Xisco Lirola, entre otros. Sin embargo, Tamara Orozco o yo mismo discrepamos. Por su parte, Cristina hace referencia a la falta de coordinación del profesorado que trabaja en centros con jornada continua:

Tuit2

Tuit3

Tuit4

Tuit5

 

 

Algunos como Octavi Soler piensan que el debate está viciado por la mezcla entre intereses laborales o sindicales (la jornada de los maestros) con las ventajas pedagógicas:

Tuit6

José Luis Sánchez comenta que los estudios serios sobre el tema de la Universidad de Santiago desaconsejan la jornada continua (ver la referencia al estudio más abajo):

Tuit7

Lola Urbano confesaba que no estaba segura de que fuera buena la jornada continua salvo para ella misma:

Tuit8

El planteamiento erróneo de la jornada escolar salió a la palestra también junto a la comodidad para el profesorado. María o Salvador Pérez lo expusieron así:

Tuit9

Tuit10

 

Alberto Adones replica a Alberto Cuartero que defiende pedagógicamente la medida y a mi mismo sobre la importancia de que los niños tengan tiempo por la tarde para el juego:

Tuit11

En fin, estamos ante una cuestión delicada sobre la que hay muchos intereses encontrados. Igual que os comento lo anterior, os digo que en Secundaria los horarios deberían cambiar y tener horarios de tarde al menos un par de días para descargar las mañanas. Creo que es más racional o reducir horarios (Dios mío, qué dices Víctor) o añadir las tardes si queremos mantener los contenidos actuales. Y desde luego, dotar a los centros de las instalaciones que permitan a los alumnos permanecer en los centros (comedor, taquillas, transporte escolar para los que viven lejos, zonas de esparcimiento…) el tiempo que dure su jornada.

Mariano Fernández Enguita realizó en 2000 el estudio LA HORA DE LA ESCUELA. Análisis y valoración de los procesos, los efectos y las opciones de la implantación de la jornada continua. En este estudio se cuentan algunas cosas que sostenemos quienes estamos en contra de la jornada continua, empezando por la presión de las actividades en la mañana hasta llegar a la quimera de la gratuidad de las actividades extraescolares, pasando por la mezcla de las reivindicaciones sindicales con las necesidades de los niños o de las familias. Algunos de los enunciados del estudio, que nos ha llegado gracias a Antonio Omatos, son:

La jornada intensiva y el trabajo continuado no son ni han sido nunca una necesidad ni una tendencia espontánea de los seres humanos, sino de las maquinas.

El profesorado de todos los niveles siente que sus recompensas económicas y simbólicas no están a la altura de sus conocimientos, y especialmente que sus colegas de otras profesiones ganan más dinero, viven mejor, etc. El magisterio, además, se siente permanentemente agraviado frente al profesorado de enseñanza secundaria, por no hablar del de Universidad.

Los centros de secundaria han implantado en casi toda España —las excepciones son Cataluña y el País Vasco— una jornada continua draconiana para los estudiantes de Bachillerato y de Formación Profesional, opción que luego han extendido, sin encomendarse a Dios ni al Diablo, a los alumnos de la Educación Secundaria Obligatoria sin que nadie dijera esta boca es mía.

En Europa, la jornada escolar varía enormemente de un Estado miembro a otro. Existen básicamente dos modelos diferentes, los cuales pueden encontrarse en un mismo país. Algunos países han elegido la escolarización a medio jornada, impartiéndose todas las clases en una mitad del día. Esto es típico de Alemania, Grecia, Austria y algunas zonas escolares de Italia. Aquí, las clases tienen lugar normalmente por la mañana. En algunas escuelas de Grecia y en las escuelas de Portugal y de Islandia en que hay falta de plazas se ha recurrido a escolarizar a distintos grupos de alumnos por la mañana y por la tarde, con un sistema de turnos. En los demás países, lo que se encuentra es la escolarización a tiempo completo con un descanso a mitad de la jornada.

El profesorado se las ha apañado siempre para persuadir a los padres de las excelencias de la reforma propuesta. Primero, recurriendo a la evidencia inmediata: ¿qué adulto no tiene sueño después de comer? Si algún padre, tal vez por la experiencia de los fines de semana y las vacaciones, albergaba dudas sobre la disposición de sus vástagos a dormir la siesta, el maestro le hacía saber enseguida que los niños están ora dormidos ora inquietos, ora aletargados ora insoportables, con lo cual las posibilidades de error son casi nulas: si no es una cosa, será la otra. Por si esto fuera poco, el profesional abruma al lego con la afirmación de que existe una inagotable literatura científica: pedagógica, médica, psicológica, sociológica… que abunda toda en el mismo sentido.

En España no ha habido apenas estudios sobre la atención o la fatiga, pero alguno ha habido y conviene mencionarlo. Caride (1993a,b) encontró que la fatiga percibida por los escolares aumentaba notablemente en la jornada de sesión única, en comparación con la partida. Asimismo, concluyó que la atención aumentaba a lo largo del día en ambos casos, pero era siempre más alta en los grupos de jornada partida.

La concentración horaria no sólo prometía ser buena para el aprendizaje de los alumnos, sino también para el trabajo de los profesores. Ante todo, por dos motivos: primero, facilitaría la coordinación, al reunir en las cinco horas de la mañana toda la docencia y liberar unitariamente el bloque horario restante, para todo y para todos; segundo, al dejar las tardes libres de docencia permitiría al profesorado acudir más y en mejores condiciones a las actividades de formación y perfeccionamiento. Sin embargo, la hora de dedicación exclusiva está, claramente, en peligro.

Finalmente, tampoco las tutorías han mejorado con el cambio de jornada. Lógicamente, no importa cuáles sean las ofertas persuasoras o las buenas intenciones iniciales (de buenas intenciones está empedrado, ya se sabe, el camino del infierno), la presión hacia la concentración de toda la actividad laboral en la mañana arrastra sin dificultad a las tutorías, que desaparecen progresivamente de las tardes si alguna vez han llegado a estar en ellas.

Lo que sin duda ha mejorado la jornada continua es las rutinas y, probablemente, la calidad de la vida familiar aquellas familias en las que uno o dos adultos hacen la comida del mediodía en casa. El horario de la jornada partida resulta disfuncional en relación con cualquier horario de trabajo adulto y con el horario lectivo de los hermanos mayores.

La principal fuente de problemas de este proceso ha sido la mezcla de un problema propiamente educativo, las ventajas y desventajas de los distintos tipos de jornada, con una aspiración laboral ampliamente extendida en la profesión docente. Es de la máxima importancia dejar establecido que no se considera un derecho del maestro la concentración de la jornada.

Creo que no es difícil mostrar y demostrar que, en el curso de la polémica en torno a la jornada, buena parte del profesorado ha terminado por confundir lo que sabe con lo que cree saber y lo que cree con lo que quiere creer. En suma, esto viene a ratificar lo que ya ha sido señalado por otros observadores: que el profesorado se ha valido de su ascendente profesional sobre los padres para difundir una idea acorde a sus intereses, pero sin fundamento o, al menos, sin fundamento conocido para ellos.

Cabe dudar si alguien se ha propuesto alguna vez evaluar verdaderamente la experiencia del cambio de jornada.

El informe dirigido por José Antonio Caride desde el ICE de la Universidad de Santiago que ponía en duda prácticamente todos y cada uno de los argumentos del profesorado, señalaba su absoluta falta de objetividad y mostraba unas importantes diferencias, a la baja en el rendimiento y, al alza, en la fatiga percibida por parte de los alumnos con jornada única, en comparación con los de jornada partida, fue sencillamente ninguneado por los sindicatos.

 

Podéis descargar el estudio en este enlace. Otros artículos sobre la Jornada Escolar de Fernández Enguita en este otro enlace.

Todos los enlaces de profesores corresponden a sus perfiles en Twitter y los extractos están sacados de la discusión pública sobre el tema.

ACTUALIZACIÓN:

A través del debate en Twitter he conocido el blog Educación y Jornada Escolar que contiene más estudios e informes sobre este tema, al margen de los mencionados en la entrada. Este blog  es una iniciativa de Rafael Feito Alonso, Doctor en Sociología por la Universidad Complutense de Madrid, y de un grupo de madres y padres de alumnos de varias comunidades autónomas del territorio español.

¿Y tú qué opinas? Sigue el debate en este blog y en Twitter con el hashtag #jornadacontinua.