¡Te odio!

¡Te odio! ¡No me comprendes! ¡Tú no tienes ni idea! …

¡Cuántas veces habremos escuchado a los adolescentes decírselo a sus padres! Ciertamente, la adolescencia es una etapa complicada de la vida (aunque no hay que exagerar) y a los padres nos suele coger”con el pie cambiado”. Desde el IES intentamos echar mano de algunas indicaciones de cabecera para apaciguar a esos padres que se desesperan con sus hijos (y no es para menos). Normalmente, la experiencia en el Departamento nos muestra que muchos adolescentes tienen problemas de comunicación con sus familias, así que utilizamos un documento (nada original, seguramente) para dar algunas pistas a las familias para encarar las relaciones de forma positiva.

El documento lo podéis utilizar y modificar a vuestro antojo (agradecería los comentarios).

[SWF]http://static.scribd.com/FlashPaperS3.swf?guid=c7dykn2ywwd6h&document_id=325635&page=1, 450, 500[/SWF]

Imagen: FlickrCC

Comparte

Entradas relacionadas

Un comentario sobre «¡Te odio!»

  1. Lu

    Este documento demuestra que en los centros también hay que hacer una labor de educación hacia los padres. De momento, se está haciendo pero no es socialmente reconocida.
    Cuando los padres hagan caso de las recomendaciones, cuando exista el compromiso de cumplirlas… entonces, habremos avanzado.

    ¿Cuántos padres habrá que acepten pautas de conducta en el entorno familiar? ¿Cómo hacer que éstas no sean sólo un documento? Este es un reto de los más difíciles.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.